¡ALERTA POR RAMULARIA! EN CEBADA

¡ALERTA POR RAMULARIA! EN CEBADA

En el sudeste de la Provincia de Buenos Aires,  realizando monitoreos, se han detectado manchas por ramularia ( Ramularia collo-cygni ) en cebada.

 Determinar cuidadosamente el diagnóstico ya que puede confundirse con manchas similares a las que produce Bipolaris sorokoniana. De acuerdo a la severidad de la enfermedad controlar con fungicidas; las mezclas con carboxamidas son recomendables para mitigar la enfermedad.

La ramularia en cebada es una afección fúngica que en sus estados iniciales es muy difícil diagnosticar; se puede confundir con carencias nutricionales u otras patologías.

Comienza con pequeñas lesiones irregulares ( como salpicaduras ) de color marrón sobre las hojas, en el tallo y en las vainas foliares que lo recubren y en ocasiones también se manifiesta en las espigas, glumas y aristas.

En un estado posterior, se desarrollan las típicas manchas de color marrón oscuro que van unificándose y creciendo a lo largo de la hoja. Además, el centro de las lesiones se oscurece formando a su alrededor una zona clorótica.

Dos aspectos claves para diferenciar la enfermedad son: las manchas  por ramnularia son visibles en ambos lados de la hoja y presentan en muchas ocasiones un halo clorótico, es decir, una zona más clara  que rodea la mancha; sumado a esto, la ubicación de las lesiones también es otro aspecto diferencial, ya que pueden presentarse en tallo, hojas y vaina.

Al avanzar la enfermedad las hojas terminan por secarse, pudiendo causar grandes pérdidas de rendimiento, ya que disminuye el número, el peso y el tamaño de los granos. Se estima que los daños en el cultivo de cebada por ramularia pueden llegar a ser de hasta un 20%.

Conozca nuestros servicios (Haga clic aquí)